¿Por Qué Tomamos Decisiones Terribles?, El Sesgo Del Ahora

Hoy me gustaría aprender un nuevo concepto del que no había oído hablar nunca. Se trata del Hyperbolic Discounting (o Bias del Presente). Un efecto que hace que tomemos terribles decisiones en nuestra vida.

¿Has tenido alguna vez una gran montaña de trabajo que sabes que tienes que hacer pero por alguna razón no la has hecho? Hay una fecha de entrega acechando, tu jef@ esá respirando tras de ti, la presión ya la tienes encima; todos los indicios indican que lo tienes que hacer. Pero lo pones a un lado, enciendes Netflix y fantaseas sobre cómo vas a apretar mañana.


El Hyperbolic Discounting es un sesgo cognitivo, en que las personas escogen recompensas pequeñas e inmediatas más que recompensas mayores y más tardías.

L@s investigador@s llevaron a cabo un experimento clásico que ilustra el fenómeno. Imagina que te dan a escoger entre: ganar 100€ hoy o 120€ en una semana. Así es cómo la mayoría de personas eligen:

Lakshmi, ¿Quieres $100 dólares hoy o $120 dentro de una semana?
Me quedaré con los $100 hoy!!!

Pero cuando se formula la misma pregunta con el mismo intervalo de una semana, pero llevándola un año al futuro, escogemos ampliamente la recompensa mayor:

Lakshmi, ¿Quieres $100 en un año o $120 en un año y una semana?
Me quedo con los $120!!!

En el corto plazo, somos impacientes y preferimos recompensas inmediatas. Pero somos más pacientes a largo plazo y podemos esperar a mejores recompensas.

Desafortunadamente, las elecciones que tenemos que tomar en el día a día no son tan claras ni pueden compararse tan fácilmente. Pongamos que te vas de vacaciones en unos meses. ¿Cómo eliges entre disfrutar de una galleta ahora mismo en contraposición a tener un cuerpo serrano en la playa?

Ahora o En Verano

Muchas de nuestras decisiones respecto a nuestra salud, bienestar, finanzas y carreras están afectadas por el Hyperbolic Discounting. Todas estas elecciones requieren sacrificar el placer inmediato por el bien futuro.

Cundo procrastinamos, optamos por la gratificación instantánea de disfrutar ahora más que la recompensa futura de cumplir con las cosas que te has propuesto.

Sabes que apartar dinero para tu jubilación es importante. Pero, en lugar de ello, eliges despilfarrar en una cara noche con tus amig@s, que es mucho más divertido ahora, pero que no es la mejor elección para tu yo futuro.

¿Por Qué Soy Así?

Los sesgos cognitivos son atajos mentales que usamos, que generalmente nos ayudan a tomas decisiones rápidas, pero que no siempre son lo mejor para nosotr@s.

Nuestros cerebros no están cableados para ser realmente racionales ya que hay muchísima información en el mundo que debemos procesar. En lugar de ello, evolucionamos para tomar decisiones rápidamente.

Un hombre de las cavernas no tenía que enfrentarse a la mismas complejas decisiones a las que nos enfrentamos hoy en día. La chica del ejemplo, en su versión de las cavernas, nunca tuvo que elegir entre comerse un cerdo hoy o invertir en un plan de pensiones de cerdos que le proporcionaría una cuatriplicación de cerdos en el futuro.

Bajo condiciones de vida severas, no sabíamos si íbamos a sobrevivir hasta el final del día, así que nuestra especie evolucionó eligiendo la opción más inmediata que incrementaba en mucho la oportunidad de pasar nuestros genes. Nuestros cerebros están cableados para escoger cosas inmediatas y seguras antes que una gran recompensa potencial en el futuro.

Asi Que… ¿Estoy Jodid@?

¡De ningún modo! Hay modos en los que podemos mejorar en la toma de buenas decisiones.

1. Empatiza Con Tu Yo Futuro

En el Brain Feeling ¿Por Qué Procrastinamos? (y cómo pararlo) aprendimos cómo tratar con nuestro yo futuro.

Retrasamos las cosas al futuro porque es fácil. Es fácil asumir que el futuro no tiene límites de energía, de motivación y de ganas. Pero esa visión del futuro, perfecta e inmaculada, no es realidad.

Mañana: Lo que piensas, lo que serás

Antes de retrasar algo, piensa en tu estado mental futuro, como de cansad@, desgastad@ y somnolient@ vas a estar. Evaluar conscientemente la fiabilidad del futuro te puede servir como motivación para hacer hoy las cosas que quieres hacer.

2. Pre – Compromiso

El Hyperbolic Discounting indica que somos más proclives a procrastinar cuando las decisiones están lejos.

Un pre-compromiso es un modo de atar tu futuro yo a una decisión. Incrementas tus posibilidades de éxito eliminando la tentación de que tu futuro yo intente escabullirse. La idea es hacerle difícil a tu futuro yo que se tire atrás.

Las investigaciones demuestran que las personas que se comprometen a ahorrar parte de su nómina para su jubilación acaban ahorrando más dinero que l@s demás.

Las subscripciones a sistemas de entrega de comida utilizan un sistema similar de pre-compromiso para mantener a los clientes a que reciban sus pedidos de comida automáticamente. Suscribirse a comida sana que te traen a casa cada semana, incrementa las posibilidades de comer bien cuando toca.

Otras técnicas de pre-compromiso incluyen cosas tales como: planificar tu día, dar explicaciones a alguien o, en el caso de Nir Eyal (del artículo original), quemar el dinero si no has hecho lo que has dicho que harías.

3. Rompe Los Grandes Objetivos En Trozos Más Pequeños Y Manejables

Te pones grandes y elevadas metas ya que te reditan recompensas masivas, ¿no?. Pues no tanto. Los grandes objetivos, como aprender Inglés o perder 20 quilos, toman mucho tiempo de alcanzar y son susceptibles de caer en el tipo de recompensas lejanas por culpa del hyperbolic discounting.

Dada la elección entre ver la TV ahora (una recompensa inmediata y pequeña) y trabajar hacia tu objetivo (una gran, pero lejana recompensa), serás más proclive a elegir la recompensa pequeña e inmediata.

Al romper las grandes metas en tareas más pequeñas, tu recompensa llega después de completar cada pedacito en lugar de al final de todo. De este modo, la recompensa ya no está tan lejos y tenemos ante nosotr@s algo inmediato y que se puede alcanzar.

Conclusión

Admitir el efecto del hyperbolic discounting en nuestra toma de decisiones diaria y evaluar conscientemente las compensaciones entre el presente y el futuro, nos puede ayudar a hacer lo que realmente queremos hacer. Nuestro futuro ‘yo’ nos lo agradecerá.

Buen Jueves!! 🙂


Artículo Original: “Hyperbolic Discounting: Why You Make Terrible Life Choices“en Nir & Far