Se nos llevan a Oliver Sacks

Hola de nuevo chic@s, ya os he hablado alguna vez de Oliver Sacks pero para l@s que no lo conozcaís dejadme que os haga una breve introducción sobre quién es.

Si buscamos en Google, Oliver Sacks es un neurólogo. Nada que despreciar evidentemente. Pero Sacks es mucho más, él es (entre otras muchas otras cosas):

  • Una perosna que, desde mi punto de vista es el mayor divulgador de neurociencia que conozco
  • Una persona que ha dedicado su vida a la música y a la neurociencia
  • Una persona que llama a sus pacientes corresponsales
  • Una persona que ha experimentado para poder opinar
  • Una persona que sobrevivió al Holocausto
  • Una persona que es Judía
  • Una persona que sobrevivió a su Ortodoxa família judía
  • Una persona Gay
  • Una persona ciega de un ojo
  • Una persona que a sus 81 años nada 1.5 Km cada día
  • Una persona que esta casi sorda
  • Y de este modo muchas otras cosas que me quedan por conocer de Oliver Sacks

Pero creo necesario remarcar la importancia de Oliver Sacks  en mi vida. Y la importancia de Olivers Sacks en Feel The Brain. Él forma parte de 2 de las 3 razones por las que decidí formarme en neurociencia.

Por un lado, su libro Alucinaciones me abrió la puerta a la duda de qué es lo que pasa en nuestra máquina más compleja. Debo reconocer que, aún teniendo en mi poder (fruto de un regalo de Navidad) todas las obras de Oliver Sacks en castellano, tan solo me he leído Alucinaciones y la mitad de Musicofilia, pero de momento son suficientes para conocer el poder de divulgación de Oliver Sacks.

Vale la pena destacar algunas de sus aportaciones audiovisuales cómo La Música Nunca Dejó de Sonar o Despertares. O su aval a Alive Inside, un documental de la asociación Music & Memory dónde se nos muestra el poder la música sobre pacientes con Alzheimer o demencia.

Estaba un poco desconectado de la vida de Oliver Sacks, hasta que estos días, estando en Nueva york por motivos laborales, he empezado a leer sus artículos en The New Yor Times. Recibí hace pocos dias la newsletter del gabinete de Sacks y lo leí.

Resulta que en Febrero diagnosticaron a Oliver Sacks una metástasis originada en el hígado y creada por el tratamiento recibido, 9 años antes, para el extraño cancer de su ojo. Estos días Oliver Sacks dedica parte de sus esfuerzos a despedirse en artículos cómo:

Eso es tener un par, nos dice a tod@s que se va, que dedicará sus dias a nosotros y a él, para hacer las paces con lo que debe.

Alguien ha decidido llevarse a Oliver Sacks, pero lo dejará todo en orden.

Oliver, when you meet her, tell her that everything is fine here. We’ll miss you, but you have done a lot of work. Thanks and carry on!


2 Comments

Los comentarios están cerrados.